La Asamblea General de la ONU votó este jueves a favor de suspender a Rusia del Consejo de Derechos Humanos. El paso se da tras las acusaciones contra los militares rusos de matar a civiles en la ciudad ucraniana de Bucha, que fueron rechazadas repetidamente por Moscú.

La resolución fue aprobada con los votos a favor de 93 países, 24 en contra y 58 abstenciones.

Entre los países latinoamericanos, Bolivia, Cuba y Nicaragua votaron contra la decisión, mientras que Brasil, El Salvador y México se abstuvieron. Venezuela no votó. El resto de los países de la región apoyaron la decisión.

China, así como Irán, Argelia, Etiopía y Kazajistán, también están entre los países que no respaldaron la suspensión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.