Ohad Zwigenberg / Pool / AP
Ohad Zwigenberg / Pool / AP

Los principales liderazgos políticos de Israel, entre ellos la Administración de Benjamin Netanyahu, anunciaron este 11 de octubre la formación de un gobierno de emergencia nacional en medio de la escalada del conflicto con Palestina, que ha dejado cientos de muertos y heridos en ambos bandos.

«Dejamos de lado cualquier otra consideración, ya que el destino de nuestro país está en juego», dijo el primer ministro Netanyahu, en un mensaje junto a los principales líderes de la oposición, entre ellos Benny Gantz, líder del partido Unidad Nacional y exjefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas.

También fue incluido otro exgeneral con gran experiencia: Gadi Eisenkot. Sin embargo, por el momento, el opositor Yair Lapid ha quedado fuera de esta coalición.

Netanyahu ofreció una rueda de prensa tras una reunión del Gabinete de Seguridad y después, según él, de responder a la oferta de Gantz ante los cientos de muertos y heridos que ha habido desde el pasado 7 de octubre, fecha en la que el grupo palestino Hamás realizó ataques e infiltraciones sorpresa en suelo israelí. En respuesta, Tel Aviv ha bombardeado incesantemente la Franja de Gaza y prepara una «ofensiva completa».

Hasta el momento, del lado israelí se han contabilizado, de forma oficial, unos 1.200 muertos, mientras que en Gaza se registran más de 1.000 personas fallecidas, de acuerdo con el más reciente conteo de las autoridades palestinas.https://sputniknews.lat/

Por Radaccion

%d