Las autoridades revelaron los nombres de algunas de las personas fueron detenidas durante allanamientos simultáneos realizados en Santiago, La Vega, Puerto Plata y Santo Domingo, quienes operaban una organización mafiosa con redes en Estados Unidos.

La Procuraduría General de la República dijo que  los apresados durante la ejecución de la Operación Discovery, ra desmantelar una  red que  se dedicaba al ciberdelito a través de call centers.

Los apresados revelados por el Ministerio Público son: Sucre Rafael Rodríguez Ortiz (Darimán y/o Daria), Máximo Miguel Mena Peña, Emmanuel Castro Ozuna (Billete), Mayobanex Braulio Rafael Rodríguez Fernández, Ángel Rafael Peralta Guzmán, Genaro Antonio Hernández Caba, Pablo Miguel Balbuena (Miguel Ortiz y/o la Válvula) y David Antonio Guzmán Javier.

Sin embargo los apresados serían cerca de un centenar e incluye algunos en Nueva York y otras ciudades de Estados Unidos.

La red se dedicaba al ciberdelito a través de call centers (centros de llamadas), la extorsión sexual y económica, el robo de identidad, incluyendo de agentes del Buró Federal de Investigaciones de Estados Unidos (FBI).

Para la desarticulación de la red, dijo el Ministerio Público, que recibieron ayuda de la Oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) y el FBI. Su colaboración consistió en ejecutar los allanamientos en la ciudad de Nueva York.

El grupo está acusados por el MP de violación a los artículos 59, 60, 258, 265 y 266 del Código Penal Dominicano, los cuales tipifican la complicidad, asociación de malhechores y la usurpación de funciones y el 405 que condena la "estafa".

Las autoridades agregan a esta el  quebrantar las disposiciones de los artículos 2, 4 de la Ley 155-17, sobre Lavado de Activos en perjuicio del Estado dominicano y 14 y 15 de la Ley 53-07, sobre Crímenes y Delitos de Alta Tecnología, que tipifican la obtención ilícita de fondos y la estafa a través de medios informáticos, telemáticos y de telecomunicaciones.

Las autoridades del MP anunciaron que solicitarán medidas de coerción contra los imputados. El caso fue ejecutado por el fiscal de Santiago, Osvaldo Bonilla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.