Santiago.-El fiscal de Santiago, Osvaldo Bonilla, rechazó que la Policía haya  entregaron “sano y salvo” al detenido  Richard Báez a la Fiscalía local en otro los sonados casos de muertes por golpes a recluso y que involucra a la Institución del orden.

En tal sentido, el magistrado Bonilla deploró  las  declaraciones de la Policía de Santiago que los agentes imputados por la muerte del recluso no son responsables de la muerte del joven barbero.

Tras la conclusión del interrogatorio de la Procuraduría General de la República (PGR) a los tres agentes acusados de ocasionarle la muerte a Báez, el fiscal emitió sus declaraciones en ese sentido.

El  Ministerio Público informó que solicitará prisión preventiva, contra tres policías involucrados  por su vinculación al la muerte de Báez, un hombre que fue supuestamente agredido mientras se encontraba en el destacamento del sector Cienfuegos, en el distrito municipal Santiago Oeste.

Los acusados son el  capitán Manolo Aquino, encargado de la Dirección Central de Investigaciones Criminales (Dicrim) en Cienfuegos; el primer teniente Manuel de Jesús de la Cruz y el segundo teniente Vladimir Joel Jerez Suárez.

De acuerdo con los fiscales este grupo de oficiales incurrió en los delitos de asociación de malhechores, homicidio y robo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.