Como un rechazo cívico de los Manzanilleros a las pretensiones de supuestos   líderes que en realidad son dirigentes políticos y convocaron a una marcha para este viernes, con el objetivo de enfrentar las opiniones democráticas divergentes de ciudadanos dominicanos que rechazaron a través de una marcha,   lo que consideran son supuestas intromisiones de militares norteamericanos en la reparación del puerto de Manzanillo, consideró el economista Frank Valenzuela, presidente del Centro Bahia de Manzanillo para el Desarrollo Regional, (CEBAMDER).

Se quedaron «con el moño echo» dijo Valenzuela, la democracia se combate con más democracia, a los débiles tu no puede pretender hacerlo más débiles porque los pueblos no son tontos y lo que ocurre es que los termina convirtiendo en víctimas, aseguró.

Dijo que esos supuestos líderes «no han dicho esta boca es mía»  frente a las descargas del Clinker que realiza una empresa en el puerto de Manzanillo y que impacta de manera negativa en  la salud de los manzanilleros, tampoco  hicieron nada frente al secado de dos humedades del ecosistema de manglares alrededor de la playa Los Coquitos  y peor aún tienen miedo de pronunciarse frente a las pretensiones de eliminar las dos playas de Manzanillo a pesar de existir terrenos suficientes para construir las obras que se planifican ejecutar y cuya realizaciones cuentan con el apoyo y beneplácito  de todos los manzanilleros, recalcó, Valenzuela.

El presidente del Centro CEBAMDER, expresó que el Proyecto de Reconstrucción y Ampliación del Puerto de Manzanillo se defiende solo, es un proyecto de continuidad de Estado, es una necesidad no solo para Manzanillo sino para la región Noroccidental, para el Cibao y en definitiva para la República Dominicana, por lo que no necesita supuestos padrinos que lo defienda, reafirmó Valenzuela.

Valenzuela recordó que, frente al supuesto plan relativo a la incursión de la armada de Estados Unidos en el remozamiento y modernización del histórico puerto de Manzanillo, grupos populares del FALPO, Fuerza de la Revolución, Movimiento Popular Dominicano y Movimiento Campañista, entre otros convocaron a una marcha en Manzanillo que hasta estuvo custodiada por el teniente coronel José Alberto Coplín Paredes, comandante del Departamento de Mao.

Esa es la fortaleza de la democracia dominicana, ese es el legado de Juan Bosch, de José Francisco Peña Gómez, de Francisco Alberto Caamaño, de Manolo Tavares Justo y de miles y miles de dominicanos y dominicanas que han ofrendado su vida por la construcción de esa democracia, enfatizó, Valenzuela.

Esa marcha del FALPO, no fue apoyada en Manzanillo porque no tenía sustentación de apoyo, sobre todo porque el llamado representante del FALPO en el municipio es un destacado empleado público y no se iba a arriesgar, pero lo más importante, los manzanilleros están unificados en que la reconstrucción y ampliación de Puerto Manzanillo es la esperanza para lograr la disminución de los indicadores negativos de pobreza que impactan en nuestra población, sentenció Valenzuela.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.