El Ministerio de Defensa de Rusia ha informado este viernes que el 14 de julio sus Fuerzas Armadas atacaron la Casa de Oficiales de la ciudad ucraniana de Vínnitsa en el momento en que la instalación militar albergaba una reunión entre el comando de las Fuerza Aérea de Ucrania y proveedores de armas extranjeros.

El ataque se llevó a cabo con misiles de alta precisión y largo alcance Kalibr y liquidó a todos los participantes de la reunión, indicó el portavoz del ministerio, Ígor Konashénkov.

Según el vocero, el encuentro tenía como objetivo acordar "la transferencia a las Fuerzas Armadas de Ucrania del próximo lote de aviones y armas, así como la organización de la reparación de la flota de aviación ucraniana".

Durante la jornada anterior, el asesor superior de la representación permanente de Rusia ante la ONU, Evgueni Vargánov, declaró que la Casa de Oficiales en Vínnitsa fue objetivo de un ataque porque en su interior se encontraban miembros de las Fuerzas Armadas de Ucrania.

Por su parte, el presidente de Ucrania, Vladímir Zelenski, acusó este jueves a Rusia de perpetrar ataques contra la población civil e instalaciones civiles en zonas donde no hay objetivos militares. En cuanto al número de víctimas, el Servicio Estatal de Situaciones de Emergencia de Ucrania señaló que 20 personas fallecieron, entre ellas 3 niños, y 52 resultaron heridas. actualidadrt.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *